México debe enfocarse a aumentar consumo interno de café: CNOC - Imagen Agropecuaria

México debe enfocarse a aumentar consumo interno de café: CNOC

172

México debe enfocarse a incrementar el consumo local de café, el cual aunque sigue creciendo entre 4.5 y 5 por ciento en los últimos años, aun es muy bajo dado que un estudio de Euromonitor indica que en 2016 fue de 2.8 millones de sacos, informó el asesor general de la Coordinadora Nacional de Organizaciones Cafetaleras (CNOC), Fernando Celis Callejas.

En entrevista con www.imagenagropecuaria.com planteó que hay que aumentar la producción y no orientar tanto volumen hacia la exportación y, en todo caso, si así se hace debe considerarse el origen del café y su calidad.

Fernando Celis proyectó que hacia el año 2023 el consumo de café en México puede alcanzar entre 3.7 y 3.8 millones de sacos, por lo que sugirió concentrarse más en la producción nacional, ya que cada mexicano consume al año 1.4 kilos, mientras que en Brasil éste es de 5 kilos y en Centroamérica de 2.5 kilos.

La meta de nuestro país debe ser llegar a un consumo per cápita de 3 kilos en una década, porque en el ámbito mundial ya esta saturado el mercado por otras variedades como robustas, arábigos no lavados y en arábigos lavados, como los que produce México, Honduras ha alcanzado a producir 8 millones de sacos y el café es más barato.

El especialista comentó que el gran problema en México es que el consumidor aún no conoce bien el café, la calidad y el sabor; sin embargo, en 2016 el café soluble –que se considera de baja calidad– representó 75 por ciento del consumo del aromático, pero Euromonitor señala que en 2016 fue 54 por ciento.

De acuerdo con Celis lo anterior se debe a que los jóvenes están aprendiendo a distinguir la calidad, hay nuevas cafeterías que lo preparan mejor, el consumidor esta conociendo y eso propicia que haya crecido más el consumo de café de calidad.

 Producción inteligente

El asesor de la CNOC también refirió que una estrategia de la Sagarpa ha sido aumentar la producción a 8 o 10 millones de sacos, pero los productores planteamos que esto debe ser en función del aumento de los precios del café, porque la experiencia demuestra que si aumenta mucho la producción, esto afecta el precio a la baja y el productor deja de atender sus cafetales.

Añade que el plan de dependencia es cultivar 400 mil hectáreas y llegar a producir 33 quintales por hectárea; nosotros pensamos que el crecimiento debe ser diferenciado según el tamaño del productor. En este momento si producimos lo que plantean habría mayor volumen de café y estamos entrando a una etapa de sobreoferta, porque Brasil, Vietnam, Honduras, Nicaragua e incluso México produce más.

Celis Callejas apunta que un precio remunerativo al productor es de 3 mil pesos por quintal y hasta diciembre estaba en 2 mil pesos en la región de precios más altos y no hay certidumbre que vaya a mejorar y la tendencia es que éstos sean aun más bajos.

Por ello, subrayó, “no podemos aislar la política de producción de los precios y ahora del consumo interno”.

Recordó que México fue afectado de manera muy importante por el hongo de la roya en el ciclo 2015-16 cuando la producción bajó a 2.2 millones de sacos y era de 4.5 millones de sacos, por lo que en este ciclo 60 por ciento del consumo fue importado.

La cosecha 2016-17 se estima en 3.5 millones, hay una recuperación importante pero otros países como Colombia y Honduras ha aumentado más rápido su producción de café arábigo lavado.